Resiliencia frente a los problemas de conducta de los hijos . Diseño y evaluación de un programa de apoyo psicoeducativo para promover la resiliencia parental

  1. María Cantero García
Dirigida por:
  1. Jesús Alonso Tapia Director/a

Universidad de defensa: Universidad Autónoma de Madrid

Año de defensa: 2018

Tribunal:
  1. Cecilia Simón Rueda Presidente/a
  2. Helena Garrido Hernansaiz Secretario/a
  3. Arminda Suárez Perdomo Vocal

Tipo: Tesis

Resumen

Resumen Antecedentes y objetivos: Educar a un hijo/a es una tarea difícil, que se complica cuando nos encontramos con niños/as con problemas de conducta (desobediencias, agresividad, rabietas…). Estos problemas de conducta pueden tener su origen en el cambio de una etapa evolutiva a otra, pueden estar relacionados con trastornos psicológicos tales como el Trastorno por Déficit de Atención e Hiperactividad (TDAH), el Trastorno Negativista Desafiante (TND) o el Trastorno Disocial (TD), pueden estar relacionados con las pautas educativas de los padres, o con el clima emocional de la familia que se genera debido a la interacción entre la conducta del niño y las pautas educativas aludidas. Educar a un niño con este tipo de problemática es una situación adversa que, en ocasiones, conlleva consecuencias psicológicas desadaptativas para los progenitores, como por ejemplo tasas más altas de estrés, trastornos de ansiedad o depresión. Sin embargo, ante esta situación también nos encontramos con familias que son capaces de salir fortalecidas, es decir, actuar de forma resiliente, actuación que conlleva la adaptación positiva de las personas ante una situación adversa y en un período corto de tiempo. Conocer cómo logran las personas actuar de forma adaptativa ante el estrés generado por los problemas de conducta de los hijos es de especial importancia para poder prevenir, intervenir, ayudar y guiar en momentos de necesidad. ¿Qué es lo que hace que los padres consigan recuperarse ante el estrés generado por los problemas de conducta de los hijos? ¿Cómo favorecer esa recuperación? Nuestro supuesto de partida es que la clave está en las estrategias de afrontamiento y autorregulación de las emociones que utilizan. Por este motivo, esta tesis se interesa por el estudio de las estrategias de afrontamiento y autorregulación emocional como predictores de la resiliencia y del clima de la familia. Para dar respuesta a estos interrogantes fue necesario previamente clarificar los supuestos sobre la naturaleza de la resiliencia y las estrategias de afrontamiento, así como sobre la naturaleza de los problemas de conducta que los padres han de afrontar (Parte 1 de esta tesis). Posteriormente, con el fin de validar los modelos de partida en que se basa nuestro trabajo, así como para disponer de instrumentos para valorar los efectos de la intervención, fue necesario desarrollar herramientas de evaluación. Los instrumentos existentes resultaban insuficientes, ya que no estaban contextualizados en relación con los problemas de conducta, por lo que fue necesario construir otros nuevos. Para ello se desarrollaron dos tipos de instrumentos: 1) de evaluación de las estrategias de afrontamiento y la resiliencia y 2) de evaluación del clima de la familia y de los cambios producidos por el mismo tras programas de intervención como el que se desarrolla. Finalmente, se lleva a cabo un estudio de intervención encaminado a mejorar la resiliencia de los padres, así como a disminuir los problemas de conducta de los hijos. Concretamente, el primer conjunto de estudios (correspondientes a la parte 2 de esta tesis doctoral) se centra en conocer las estrategias de afrontamiento que utilizan las familias ante los problemas de sus hijos y su relación con la resiliencia. El segundo conjunto de estudios de esta tesis (parte 3) explora la percepción que tanto los niños como los padres tienen acerca del clima familiar, las distintas estrategias de afrontamiento que estos últimos utilizan para el manejo de los problemas de conducta y su repercusión en el mismo. Adicionalmente, esta parte estudia también la satisfacción de los hijos con el clima familiar. Además, conocer las distintas estrategias de afrontamiento que utilizan las familias, así como la percepción del clima familiar tanto de los hijos como de los padres, permitió diseñar, aplicar y evaluar una intervención (parte 4) cuyo objetivo principal fue mejorar el bienestar emocional de las familias, es decir, las estrategias de afrontamiento del estrés generado por los problemas de conducta y las estrategias de manejo de los mismos, de modo que mejorase la resiliencia, disminuyese el estrés, disminuyesen los problemas de conducta y mejorase el clima familiar en su conjunto. Método Desarrollo de pruebas de evaluación. Con objeto de examinar la relación entre estrategias de afrontamiento, resiliencia y clima familiar (partes 2 y 3), primero, debido a la no disponibilidad de escalas adecuadas en lengua española se desarrollaron y/o validaron los siguientes cuestionarios: 1) el Cuestionario de estrategias de afrontamiento para padres con hijos con problemas de conducta, validado desde la perspectiva de la interacción persona-situación (CAF-PC), 2) la Escala Breve de Resiliencia ante una situación específica como son los problemas de conducta (BRS-PC), 3) el Cuestionario de Clima Familiar Percibido por los Hijos en relación a la gestión que realizan los padres ante los problemas de conducta (CFPC-H), y 4) el Cuestionario breve de Respuesta Parental ante el Comportamiento Disruptivo (RPCD), Perspectiva de los padres. Para realizar la validación de tales instrumentos, los participantes en cada estudio (que variaron entre 200 y 600 en función del estudio) completaron los cuestionarios correspondientes. Sobre los datos recogidos se realizaron análisis factoriales exploratorios y confirmatorios con el objeto de determinar la validez estructural de los cuestionarios; análisis consistencia interna de las escalas para determinar su fiabilidad; análisis de correlaciones para determinar la validez convergente y discriminante, y análisis de regresión y análisis de rutas con variables latentes para determinar la validez concurrente/predictiva (análisis de las relaciones entre las estrategias de afrontamiento y la resiliencia; el clima familiar y las estrategias de afrontamiento en diferentes muestras). Las muestras utilizadas en este conjunto de estudios incluyeron personas de la población general, padres de hijos preadolescentes y adolescentes con problemas de conducta. Diseño y evaluación del programa de intervención: El estudio de la Parte 4 se corresponde con el diseño, implementación y evaluación de la eficacia del programa de intervención ¡Supérate: no tires la toalla! La muestra se compuso de 61 participantes (padres y madres) de 5 colegios cuyos hijos estaban escolarizados en la Comunidad de Madrid. El grupo de intervención o grupo experimental del programa estuvo formado por 41 padres y el grupo control (grupo en lista de espera), por 20 padres de similares características a las del grupo de intervención. A lo largo de este programa se trabajaron las distintas estrategias de afrontamiento que predicen la resiliencia y mejoran la gestión del estrés y la ansiedad, así como las pautas de manejo eficaz de los problemas de conducta de los hijos. El programa contó con diez sesiones presenciales y tres evaluaciones, una al principio de la intervención (sesión cero), otra al finalizar cada sesión (satisfacción) y la última al finalizar la intervención (sesión diez). Para valorar adecuadamente la intervención tuvimos en cuenta los supuestos teóricos que se han tenido en cuenta para la evaluación de programas de este tipo, estos supuestos son: evaluación del aprendizaje, evaluación de la transferencia, evaluación del impacto percibido por los padres y evaluación del impacto percibido por los hijos. Los participantes completaron varios cuestionarios: de conocimientos previos, de estrés parental, de satisfacción con la vida, de clima familiar, de estrategias de afrontamiento, de resiliencia, y de ansiedad y depresión. Para conocer la efectividad del entrenamiento los datos se sometieron a análisis de varianza de medidas repetidas (pre-post) con dos condiciones, experimental y control. Resultados y conclusiones Resultados correspondientes al desarrollo de pruebas de evaluación. El primer conjunto de estudios (parte 2) mostró que todos los instrumentos de evaluación diseñados y/o adaptados tienen unas propiedades psicométricas adecuadas y que las estrategias de afrontamiento de los padres frente a los problemas de conducta de sus hijos predecían la resiliencia. En segundo lugar, que la resiliencia y las estrategias de afrontamiento dependen de la situación (i.e., desobediencias, agresividad, rebeldía…) a la que se enfrentan los padres de hijos con problemas de conducta. Estos resultados sugieren que es de enorme importancia explorar cuáles son las estrategias de afrontamiento que funcionan en cada situación con el fin de poder diseñar intervenciones específicas para cada población. En tercer lugar, la escala breve de resiliencia frente a los problemas de conducta mostró igualmente ser fiable y válida para el uso con padres que tienen hijos con problemas de conducta. Los resultados encontrados en la parte 3 indicaron que los instrumentos desarrollados eran fiables y válidos y que las estrategias de afrontamiento que los padres utilizaban influían en el clima familiar. Resultados del diseño y evaluación del programa de intervención: Los resultados de la parte 4 mostraron que los conocimientos sobre la gestión de los comportamientos de los hijos tras la aplicación del programa fueron significativos y en la dirección esperada. De igual modo, los padres mejoraron su percepción sobre el clima familiar. Los resultados obtenidos muestran también que se producen cambios en algunas de las estrategias de afrontamiento trabajadas, tales como autoculpabilización, relajación, esperar y el pensamiento positivo. Además, es importante señalar que los participantes del programa han mostrado un elevado grado de satisfacción con el programa en su conjunto y con las distintas sesiones en particular. No obstante, el cambio no ha sido tan extenso y profundo como se esperaba, especialmente por lo que se refiere a su impacto, tanto el percibido por los padres como por los hijos. A modo de conclusión, podemos destacar que el programa desarrollado es una herramienta eficaz para mejorar algunas estrategias de afrontamiento que van a influir en los niveles de resiliencia de los padres, aunque son necesarios más estudios en esta línea que nos permitan generalizar los resultados. Las cuatro partes de la tesis, mencionadas anteriormente, se exponen a continuación en un total de cinco estudios: en la parte 2 (estudio 1 y 2), (estudio 3 y 4) en la parte 3 y (estudio 5) en la parte 4. En la discusión de cada uno de los artículos y en la discusión general de la tesis (parte 5) se sugieren futuras líneas de intervención e investigación para mejorar la resiliencia de las familias que tienen hijos con problemas de conducta. Se espera que esto contribuya a mejorar el bienestar emocional de las familias, así como al manejo de los problemas de conducta de los hijos.