Derechos de conciliación y riesgos psicosociales

  1. Juan José Rodríguez Bravo de Laguna
Dirixida por:
  1. Purificación Morgado Panadero Director

Universidade de defensa: Universidad de Salamanca

Ano de defensa: 2014

Tribunal:
  1. Manuel Carlos Palomeque López Presidente/a
  2. Enrique Cabero Morán Secretario/a
  3. María de los Reyes Martínez Barroso Vogal
  4. Margarita Isabel Ramos Quintana Vogal
  5. Jesús R. Mercader Uguina Vogal

Tipo: Tese

Resumo

[ES]El modelo de relaciones laborales imperante en nuestro país está basado en la cultura del presencialismo, lo cual supone prestar servicios durante prolongadas jornadas laborales. Sin embargo, no somos más productivos que en otros países en los que la jornada es inferior. Tal situación genera en el trabajador verdaderos conflictos para poder compaginar sus responsabilidades profesionales y familiares, viéndose afectada su salud física y psíquica como consecuencia del estrés laboral padecido ante la imposibilidad de afrontar ambas esferas de su vida. Desde el contexto comunitario ya se apunta la necesidad de afrontar un cambio en el modo de concebir las relaciones laborales, y entender que la flexibilidad laboral debe ser una de sus nuevas notas características. Este cambio de pensamiento resulta esencial para la recuperación económica de nuestro país. Para ello debe estudiarse cuál es el estado de la regulación actual de las medidas de conciliación desde el punto de vista del contrato de trabajo así como de la Seguridad Social, y cuál ha sido su desarrollo jurisprudencial y convencional. Con tal base podrá afrontarse el análisis de la falta de conciliación como un riesgo psicosocial para el trabajador, con la finalidad de que desde las empresas se prevean tales situaciones y se integren dentro del proceso global de prevención de riesgos laborales, normalizándose así con los demás riesgos laborales. La ausencia de tal prevención por parte de las empresas debe estudiarse también desde el punto de vista de las posibles responsabilidades empresariales así como de las posibles soluciones que tiene a su alcance el trabajador para paliar tal situación. Sólo así se conseguirá retener en las empresas a los trabajadores más valiosos, por cuanto estos estarán más motivados y más comprometidos con la entidad, siendo en última instancia más productivos.